50 Competencias que debemos dominar. Parte 1 | 440

Competencias Ejecutivas que debemos dominar | Habilidades profesionales | Destrezas | Competencias de un Gerente, de un Director | competencias de profesionales docentes | Habilidades que debemos dominar | Herramientas de Mánagers | Inteligencia Emocional
50 Competencias Ejecutivas que debemos dominar (Parte 1).

50 Competencias Ejecutivas (1 a 25)

Toda persona que se precie de ser profesional, ya sea empleado, ejecutivo, emprendedor, empresario, autónomo, desempleado o cualquier modalidad laboral que tenga, debe contar con un mínimo de competencias ejecutivas, las cuales ha de dominar con suficiente soltura para desempeñarse decorosamente en el mundo profesional.

Estas competencias son independientes de las específicas de tu propia profesión, son habilidades que cualquiera puede manejar.

Esas competencias han de dominarse de la mejor forma para que no tengas que depender de alguien más para poderlas realizar.

Esta selección de habilidades le facilitan a uno el trabajo y en algunos casos le proveen un cierto prestigio si se ejecutan con claridad, porque le hacen a uno destacar y conducirse con mayor eficiencia en el mundo profesional.

Quiero aclarar que esta lista de competencias que les propongo no es la panacea, ni la verdad universal, ni tampoco mi dogma de fe.

Puede que algunos de ustedes piensen con toda justicia que estas destrezas no son necesarias, ni indispensables, también podrían pensar que he omitido otras, y siempre podrán faltar muchas más.

Las habilidades que unos consideran indispensables, pueden resultar totalmente descartables para otros.

No he escogido las competencias que más me gusten a mí, o las que mejor se me dan. Me parece que es posible dominar un 80 por ciento de estas competencias en el transcurso de una carrera profesional de unos cinco a diez años.

Mi lista de 50 Competencias que debe dominar un Ejecutivo.

Primera parte.

1. Manejar o utilizar bien una computadora u ordenador.

Es indispensable conocer lo básico de una computadora, actualizar paquetería, software, antivirus, cargar programas, aplicaciones y conocer los entresijos básicos de tu propio PC.

2. Saber usar el buscador de Google.

No tiene que ver solo con saber encontrar cierta información, se trata de distinguir entre todos los resultados que arroja el buscador:

Hay que saber hacer una criba entre los anuncios que ocupan las primeras posiciones

(porque muchos son publicidad y no necesariamente son los mejores), esto con el fin de determinar cuál es la mejor información (independientemente de su posición, aunque ésta sea orgánica).

El fin es obtener la mejor información que se ajuste a mi necesidad particular, independientemente de lo que proponga Google.

3. Saber contar una historia.

En la actualidad, el storytelling está demostrando que es una de las mejores herramientas para llegar a una audiencia o a potenciales consumidores.

Y, ya sea que se trate de tus hijos, dde un cliente, o de tus alumnos, debes poder relatar cualquier tipo de historia, cuento, anécdota,

Si es necesario, debes ser capaz hasta un contar un chiste para transmitir eficientemente tu mensaje.

Historias que cautivan venden Marcas.

4. Escribir un Reporte.

Ya sea que tengas que calificar el desempeño de un subordinado, escribir una queja a la compañía de seguros de tu empresa, proponer una idea a tus Socios, o entregar tu informe de viaje,

es indispensable poder escribir un reporte con brevedad, claridad, orden, buena ortografía y contundencia.

La Importancias del Reporte de Viaje.

5. Hablar otro idioma.

En el mundo de habla hispana, donde obviamente predomina el idioma español, hablar, entender y escribir en inglés es cada vez más una necesidad para poder desenvolverse con soltura en el mundo profesional.

6. Saber viajar ligero.

Viajar con lo indispensable aligera no solo la carga de peso sino la carga mental. Viajar ligero es más barato y demuestra que eres una persona práctica.

7. Leer estados financieros o estados de resultados.

Aunque no seas el Director Financiero de una empresa ni el Gerente de Contabilidad, aún así debes poder leer e interpretar cualquier estado de resultados para saber si una empresa gana o pierde dinero.

Tener la capacidad de leer esta información es de enorme utilidad, sobre todo cuando te ofrecen una asociación o alternativa de negocio.

8. Dar los primeros auxilios.

Saber lo mínimo de primeros auxilios y dominar la técnica de RCP (o Reanimación Cardiopulmonar) es un conocimiento que puede hacer que salves una o varias vidas. Y, aunque no parezca necesaria a un nivel ejecutivo, sí que te distinguirá por encima de los demás.

La Reanimación Cardiopulmonar (principios y cómo darla).

9. Saber conducir un coche.

Conducir o manejar un coche puede que no parezca algo complicado, pero sí lo es si tienes que hacerlo en un país donde las leyes de tránsito sean complejas o desconocidas.

Si tienes que viajar por trabajo a un lugar donde el uso del coche es casi indispensable porque carece de otros medios de transporte, el no saber conducir te puede representar un problema.

10. Reconocer y agradecer el trabajo de otros.

Saber dar las gracias y decirle a otro que su trabajo te parece bueno te beneficia porque demuestras ser agradecido, educado y además, te da categoría, y no te olvidarán.

Reconocer el Trabajo de los demás te beneficia.

11. Saludar y despedirse.

He leído que las personas que llegan a un lugar saludando efusiva y cordialmente suelen ser percibidas como seguras de sí mismas y más inteligentes.

Decir ‘Hola’, ‘Buenos días’, ‘Buenas tardes’, ‘Hasta luego’ o ‘Buenas noches’ son normas de cortesía básicas que no deben olvidarse.

No dejes de saludar.

12. Saber Negociar.

Negociar no solo es una habilidad casi también es un arte.

Pon especial atención en este aprendizaje.

Trata de mejorar cada vez que estés en una reunión, cuando se discuta un presupuesto, cuando tengas que cambiar tus horarios, cuando hagas un intercambio de cosas;

nadie es perfecto en esto de la negociación pero para un Ejecutivo es indispensable alcanzar un alto porcentaje de éxito, y esto solo se logra con la práctica constante.

13. Ten conocimientos básicos de Geografía.

Es lamentable que te presenten a un profesional de Macedonia o de Birmania y éste se de cuenta que desconoces dónde está su país. Igualmente puedes quedar mal si confundes Eslovaquia con Eslovenia.

Si no sabes distinguir estos detalles mucha gente puede asumir que eres ignorante en todo lo demás.

14. Saber presentarte.

Tener preparado el discurso de presentación no es dar una conferencia, se trata de hablar de lo haces y puedes lograr por los demás:

a esto le llaman discurso del elevador,

y no tiene que ver necesariamente con pedir empleo, tiene que ver con saber transmitir los valores que te distinguen.

Cómo presentarte breve y llamativamente ante una o varias personas.

15. Saber presentar a otros.

Presentar a un colega del gremio, a un amigo o vender el producto o servicio de otro profesional es un acto que te distingue, siempre y cuando no tengas otro interés más que agregar valor mientras conectas a unas personas con otras.

Esto es un signo de generosidad que te diferencia positivamente de la mayoría.

16. Sonríe sin verte falso.

No necesitas ser experto en lenguaje gestual o haber trabajado en el FBI para darte cuenta cuando una sonrisa es falsa.

Practica una sonrisa sincera. Si sonríes fingiendo causarás justamente el efecto contrario: rechazo y mala imagen.

Cómo conseguir la sonrisa perfecta.

17. Debes vestir apropiadamente acorde con el lugar al que te presentarás.

En pocas palabras, ten prudencia en el vestir.

No des por hecho que porque eres un artista muy reconocido en tu medio puedes llegar a una reunión de trabajo vestido en ropa deportiva, y después de haber practicado ejercicio.

18. Manejar paquetería de Word y Excel.

El procesador de palabras y la hoja de cálculo son las herramientas básicas de todo entorno profesional, y no profesional también. Su buen dominio no te distingue, simplemente te facilita el trabajo y mejora tu eficiencia.

19. Saber conducir o dirigir una reunión o junta.

Arrancar, coordinar y cerrar una reunión son habilidades que debes poder llevar a cabo de forma que todos los participantes se sientan integrados y tomados en cuenta.

Consejos para Dirigir Reuniones de Trabajo.

20. Tener orden y limpieza en tu zona de trabajo.

Si tienes un desorden en tu estación de trabajo, es tu imagen la que está en juego.

Podrás ser un arquitecto muy creativo o un vendedor muy eficaz, pero si no logras tener limpieza y orden en tu área de trabajo, te pueden juzgar injustamente si no conocen lo que sabes hacer.

21. Tener buena ortografía.

Contar con mala ortografía es un lastre que puede afectar tu proyección profesional.

Es posible que seas muy bueno en tu trabajo, pero si te detectan faltas de ortografía podrían asumir que tienes otro tipo de carencias profesionales, y aunque esto solo es imagen, puede afectar negativamente tu marca personal.

Ortografía de la Real Academia Española.

22. Recordar los nombres de las personas.

Acordarte de los nombres de las personas, especialmente de aquellas con las que vas a reunirte inmediatamente es fundamental en una buena construcción de relaciones personales y profesionales.

Está comprobado que las personas ponemos más atención y consideramos en mejor estima a aquellos que nos hablan por nuestro nombre,

y por el contrario, a todos nos disgusta y rechazamos a quién nos dice:

¿Y, tú cómo me dijiste que te llamas?. Oye, perdona, pero no recuerdo tu nombre, y lo peor, que se dirijan a ti por otro nombre.

Pon mucha atención en los nombres de las personas, y de ser necesario apúntalos.

23. Saber escuchar.

Puede que seas muy extrovertido, o que creas que eres muy simpático, pero si tienes que escoger entre hablar en todo momento o callarte y escuchar, es mejor lo último.

A las personas nos gusta que nos escuchen y nos presten atención.

Saber escuchar es una habilidad que te da gran proyección personal si es que sabes recordar y reconocer lo que te comentan, también es un gesto de generosidad.

24. Llevar tu agenda en el teléfono celular o móvil.

El Smartphone es un gadget muy potente que en combinación con tu computadora personal puede ayudarte a administrar la agenda de tus actividades, y a proporcionarte recordatorios de eventos importantes y no tan importantes.

Ésta es una herramienta que bien utilizada te sirve para manejar eficientemente tu tiempo.

Consejos de 10 Emprendedores para optimizar tu tiempo de trabajo.

25. Conocerte bien a ti mismo.

Nadie puede conocerte mejor que tú,

y tienes que saber en qué momentos puedes llegar al borde de tus límites de paciencia o ennfado.

Es muy importante que te conozcas bien, para que sepas cómo gestionar tu comportamiento y puedas guardar el mejor control personal durante momentos críticos.

En esos casos, preferentemente, tú debes ser quien controle las situaciones, no los demás, ni tampoco tu pánico.

Aunque parezca que para algunas de estas competencias no se necesitan practicar para dominarse, o que se crea que no son tan difíciles, es impresionante cómo muchas personas no acaban por entender su gran utilidad, simplemente no las usan, especialmente las que tienen que ver con la buena educación.

En la siguiente emisión seguiré con la segunda parte de 50 Competencias Ejecutivas.


Debes modificar tus sueños, o si no, aumenta tus habilidades.

-Jim Rohn.


Fotografía de Pixabay.com libre de Derechos de Autor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *