Cuánto vale tu Idea de Negocio | 316

Cuánto vale una Idea de Negocio

Idea de Negocio Proyecto | Emprendedores | Emprendimiento | Emprender | Management | Finanzas | Administración del Tiempo | Socios | Acciones y Valores | Disciplina Ejecutiva | Desarrollo Profesional | Inversiones
Cómo puede valorarse una Idea de Negocio y repartirse equilibradamente entre los futuros socios de la Empresa.

El Valor de una Idea de Negocio para Emprender

Una interesante actividad de Emprendimiento es tratar de encontrar el valor de una idea de negocio, además es un gran ejercicio de creatividad mental.  A veces creemos que nuestra  idea de negocio es tan original que de hacerse realidad podría ser todo un éxito como negocio.

Y,  ¿por qué no?

Todas las empresas, grandes o pequeñas surgieron a partir de la idea de negocio de una persona.


La primera acción que se ha de seguir para iniciar un Negocio es hacer un Plan de Empresa, pero antes necesitas tener una idea de negocio, esta idea se puede basar en:

+ la solución de un problema,

+ tu propia experiencia,

+ resolver una necesidad de mercado,

+generar una necesidad para el mercado,

+ poner en marcha algún proyecto que te gustaría emprender solo por el mero hecho de hacerlo.

Cómo hacer el Plan de Empresa en una sola página.


Pero, antes de hacer cualquier Plan de Empresa:

¿Cuánto puede valer tu idea?
¿Qué precio le puedes razonablemente poner a una idea de Negocio antes de tener un Plan Financiero?

Es muy complicado ponerle precio a una idea de negocio, esto es muy, muy difícil de valorar, y menos si no se tiene una estimación seria del costo financiero.

Cómo lograr unas Finanzas Personales sanas.

Te hago estas preguntas porque cuando estamos muy contentos

con nuestra idea de negocio, primero solemos comentarla entre amigos y colegas; queremos que nos escuchen, les pedimos su opinión, y buscamos su aprobación, queremos escuchar que: “la idea en principio suena bien”, qué buena idea de negocio, y cómo no se me había ocurrido a mí”.

En estos momentos es cuando surgen las sociedades, invitamos a otros a participar de nuestra idea de negocio, o ellos mismos nos ofrecen su apoyo como socios.

Que otros quieran participar nos confirma que sí parece una buena idea, que puede ser viable.

Las sociedades se crean para que unos y otros se complementen, para que entre todos aporten ideas, experiencia, know-how, contactos, clientes y dinero.


La sociedad de Steve Jobs y Steve Wozniak era un buen ejemplo de complementación, uno era el técnico y financiero y el otro era vendedor y el Eje de todo, uno sin el otro difícilmente habrían llevado a Apple Inc. hasta donde está en nuestros días, y cabe recordar que ninguno de ellos era el inversionista principal.

7 Consejos de Steve Jobs para impulsar la Marca Personal.


¿Cuánto puede valer tu Idea de Negocio?

Lo común es que la persona que produce la idea puede querer una mayor participación del negocio, al fin y al cabo es su idea (o tu idea).


En el mundo de los negocios los inversionistas se llevan

la proporción más grande del pastel, suelen quedarse con más del 50% de las acciones, y tiene lógica, ya que son ellos quienes arriesgan más, pueden llegar a perder su dinero, están casi como apostándolo; pero por otro lado, el que aportó la idea solo le quedaría eso: una idea fracasada.


Imagínate sentado, frente a cuatro posibles socios en torno a una buena idea que tú aportaste, ¿qué es lo más lógico pensar?:

“Nos dividimos el valor de la idea en partes iguales, 20% para cada uno”.

Esto significa que a ti por tu idea te toca el 20% de las acciones.

Haciendo una evaluación más a fondo:

¿Qué porcentaje de las participaciones le debe tocar a cada uno de los socios? si ni siquiera saben el valor de la idea.

Como estás entre gente de confianza y es muy complicado determinar ese valor, quizás acaben estableciendo partes iguales para todos, ¿Para qué discutir si somos amigos? ¿Noó?

Recomendación:

Valora la idea en 1,000,000 US Dlls (Un millón de dólares americanos).

A priori, esto puede sonar algo iluso y hasta descabellado, pero es un ejercicio muy útil para visualizar el reparto de las acciones, entre otras cosas:

1. Imagínate que uno de los cinco socios es “El Inversor”, el que pone casi todo el dinero, seguramente querrá llevarse la mayor parte.

2. Hay otro socio que lleva la idea a cabo, “El Técnico”, el que hace realidad la idea. Puede que programe una aplicación, fabrique el producto o gestione técnicamente su manufactura, éste además vela por su buen funcionamiento y calidad, éste puede también exigir su 20%.

3. El que aportó la idea, o sea Tú. Y, hablando de una startup, generalmente el de la idea de negocio, el emprendedor, es la persona conocida como “El Eje”. Éste socio es uno tipo Steve Jobs, ese hombre o mujer sobre el que gira toda la empresa, el que hace que las cosas sucedan, el que planea, organiza y empuja a todos hacia adelante para que se cumpla la misión. También querrá su 20%.

4. Luego está “El Comercial”. El que aporta un cliente seguro, uno que garantiza los ingresos al iniciar operaciones, alguien experto en marketing y ventas, este también puede esperar su 20%, ya que asegura la estabilidad del negocio desde el principio.

5. El último, “El Participativo”, el que siempre está en todas las reuniones, es una persona motivada y positiva, el que ayuda y colabora en todo y con todos. Es el primero en llegar y el último en irse, es el que se ofrece a sacar las copias e ir por la comida, está totalmente implicado y apoyando todas las gestiones, puedes contar con él para todo. Éste seguramente también querrá su 20%.

¿Cuánto se le puede dar de participación a cada uno de los socios?

Evalúa y contesta fríamente, si tu empresa llega a alcanzar el valor de Un Millón de Dólares:

¿Tú crees que a este último socio (“El Participativo) merezca tener el 20% de las acciones al igual que los demás?


En el afortunado caso de que tu empresa alcanzará el valor de Un Millón de Dólares o superior,

la participación de éste último socio sería desproporcionada en relación con su trabajo y el poco valor que aporta en términos de creatividad y generación de ingresos. En realidad, este socio no está agregando valor, es proactivo pero no resolutivo, ayuda pero no es determinante ni indispensable.

6 Maneras de Agregar Valor en el Trabajo.

Dado un escenario similar, es muy probable que “El Inversor” exija entre el cincuenta o setenta por ciento de las acciones, dependiendo del monto de su inversión. El resto de las acciones podrían más o menos dividirse equitativamente entre “El Técnico“, “El Comercial” y “El Eje” (en esta caso Tú mismo).

Esta proporción no es la panacea ni regla general, es solo

un caso hipotético. En la realidad tendrías que analizar y ponderar muchas variables que podrían hacer que uno u otro tengan más acciones que el resto.

Y para el final dejé a “El Participativo”. Dado su perfil, esta persona tiene más bien el aspecto de llegar a ser uno de los directivos de la empresa, a fin de cuantas será un empleado de los otros socios.

Si por acuerdo general se le asigna a “El Participativo” de uno a dos por ciento del valor de la empresa, estamos hablando que en un escenario exitoso le tocarían por lo menos entre 10,000 y 20,000 dólares en acciones, lo cual dejo al buen criterio de cada uno para que lo decida.

Cuando evalúes una idea de negocio con tus futuros socios,

mi sugerencia para dar a cada uno su justa proporción, es que asignes un hipotético valor de Un Millón de Dólares a tu idea, eso les ayudará a ver en perspectiva el valor del negocio.

Mucha suerte en tu Emprendimiento.

Otras entradas acerca de Emprendimiento que te recomiendo:
10 Principios Generalde de Emprendimiento.
10 Reglas de Emprendimiento de Elon Musk.
Emprendimiento con Motivación Napoleónica.
Emprendimiento con carencias.

Imagen de Pixabay.com libre de Derechos de Autor.

Fotógrafo: Michael Schwarzenberger.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *